Je suis Bardo

Bardo National Museum (Tunis)

Reina el aullido chillón de las sirenas de policía, que, en saliendo a escena, ha dado un golpe de estado. Hamadi pega un brinco hacia atrás del susto. Se le acelera el corazón, se le hace un nudo en la garganta, aparta la vista, se siente con la boca seca y la voz acartonada. Recuerda el coche que ha estado a punto de atropellarlo antes. Con esa, ya van dos las veces que ha conseguido salvar el pellejo de milagro en el día de hoy. Se enjuga una lágrima que ha logrado emerger sin previo aviso y rodar hasta su mejilla. Recuerda el día de hoy como a flashes, en imágenes que se resisten a ser ordenadas acorde a una secuencia temporal. Una de ellas le muestra cuando Roberto se echó a sus brazos.

Fuera hacía mucho calor. Recuerda haberse sentido orgulloso y feliz de poder mostrarles a María, Emilio, Sofía y el resto de los que se hallaban arremolinados en torno a él su ...Leer más

La laguna de Tritonis

Finalista del concurso literario “Las mil noches y un amanecer”

chott-el-jerid-07

Guilisia es una tierra mágica de la que se cuenta que fue gestada por el viento del Edén que Eva robó cuando fue confinada junto a nuestro padre Adán a la vera del Señor. Posteriormente, se afincó en ella el pueblo que descendía de su pío linaje.

Se dice de aquella bienaventurada tierra que era habitada por un dragón feroz con una descomunal sed de sangre. La gente se quedaba lívida del terror que les infundía. El pánico alcanzaba todos los rincones del reino como si se tratara de una epidemia que hubiera sido inoculada en su seno a modo de despiadada condena y que chupaba el hálito vital a sus pobladores. A consecuencia, estos se convirtieron en los súbditos del dragón y se sometieron a sus vejaciones, jurando rendirle pleitesía religiosamente en el más sepulcral de los silencios. Rivalizaban entre ellos por agasajarlo con el más excelso de los frutos que aquella fértil tierra pudiera engendrar. Lo obsequiaron con las fuentes de toda su opulencia ...Leer más